Ganar, Gustar, Golear

Otra oportunidad de ver a River, 1-1 inicial, con el gol nuestro de Enzo Pérez que valía doble y jugarnos de local el pase a los cuartos de la copa de la Superliga.

Todos esperábamos ganar el partido y pasar, pero creo los 6 goles nadie los imaginó, quizá algún suertudo dueño de algún oráculo sabía de antemano que sucedería esto, pero el resto no. El nivel de Nicolás De La Cruz con su Hat Trick, fue una sorpresa, mientras que Pratto y Borré volvieron al gol, algo importante que imperiosamente queríamos. Párrafo aparte para Cristian Ferreira, el juvenil tuvo su revancha rápida, aquel error del partido anterior es parte del pasado. El presente es hoy, con su merecido gol y el festejo del círculo característico.

Muchos criticarán que había poca gente en el Estadio, mirarán de reojo a Aldosivi, pero lo importante es volver a ver al River que nos representa, ese que enamora con el juego, preciso, prolijo, efectivo en el arco que hacía varios duelos no veíamos. No sentir las puñaladas de disparos al arco erráticos es una caricia al alma, demostrar “jerarquía” que nada tiene que ver con supremacía, porque la idea del Muñeco es clara, al rival se lo respeta.

Todos tuvieron su momento y decir que el mejor jugador del partido hayan sido todos juntos es un mérito. Pensar que todas las que no entraron en Mar Del Plata lo hicieron ahora, puede ser acertado quizá algunos hablen de “cábala”, creyentes dirán “justicia divina”, otros revindicaran el esfuerzo de los once que salieron a la cancha.

Los relatores mencionaban: “River no dejó jugar a Aldosivi, lo asfixia” “Puso la iniciativa, recuperó en campo rival, ataca corto” “No hay diferencia entre titulares y suplentes, en cualquier partido cualquiera puede ser titular”, con esta última frase me quedo, la motivación, las ganas, aprovechar el momento y mostrarse está grabado a fuego en la cabeza de estos jugadores, eso es lo importante la competencia sana que lleva al éxito.

Con ganas, esfuerzo, el conjunto de Marcelo Gallardo nos regaló una noche para disfrutar de nuestro estilo, de la galera y el bastón que siempre nos representó, de nuestro 3G, ganar, gustar y golear, esas tres palabras que nos llenan de orgullo a los riverplatenses, las que definen nuestro paladar, nuestra esencia.

Deja tu comentario