¡Feliz cumpleaños León!

El líder y capitán de este glorioso River, el que afrontó el peor momento de la historia y a base de trabajo, esfuerzo y perfil bajo llegó hasta lo más alto en el club. Hoy Ponzio cumple 37 años y desde River desde la Tribuna le hacemos un humilde homenaje.

Llegó en 2007 al club, si bien no era titular, dejó algunos buenos partidos que dejaron un buen recuerdo en el hincha, aunque nadie se imaginaba todo lo que vendría después. Uno de sus goles más recordados fue ese remate de media distancia contra Colo Colo en la Copa Libertadores 2007, un verdadero golazo y seguramente el mejor en su paso por el millonario.

Cuando el equipo de Núñez disputaba el Nacional B, en el peor momento de su historia, el santafesino decidió abandonar Zaragoza, donde era figura, para volver al millonario. Llegó a mitad de campeonato junto con David Trezeguet, y ambos se convertirían en titulares indiscutidos. Logró su cometido, tras un duro semestre, el equipo dirigido en ese entonces por Matías Almeyda conseguiría el ascenso a primera división y Leo comenzaba a ser querido por los hinchas.

Ya en primera división, el futbolista se convirtió en capitán del equipo. Sus grandes actuaciones, su firmeza en la marca y hasta sus goles lo convirtieron en uno de los jugadores más importantes de ese plantel. Hasta logró convertirle a Boca de tiro libre, tras un error de Orión para abrir el marcador, en un partido que terminaría 2 a 2. Después de sus grandes rendimientos, fue tenido en cuenta para Alejandro Sabella para ser jugador de la selección en algunos amistosos.

Llegó Ramón Díaz en 2013 y el oriundo de Las Rosas bajó considerablemente su nivel, se encontraba muy por debajo en lo futbolístico en relación a lo hecho los años anteriores. Al no poder remontar sus bajas actuaciones, en 2014 perdió la titularidad y hasta quedó relegado del banco de suplentes en el último tramo del Torneo Final 2014, que terminaría con la Banda consagrandose campeón. Debido al poco rodaje, se hablaba que Racing podía contratarlo, sin embargo el futbolista quería quedarse, River era su lugar, “Ya me fui una vez de River y de afuera se ve lo grande que es. Con la experiencia y las ganas de tener esta camiseta, entiendo que de acá me van a tener que echar como para irme”, dijo Leo cuando se rumoreaba con su salida.

Y no fue en vano, el santafesino decidió quedarse a pesar de todo y volvió a ser titular, tras la salida del Lobo Ledesma y la lesión de Kranevitter. Con una estupenda actuación en la Copa Sudamericana 2014, volvió a convertirse en titular indiscutido y en uno de los estandartes del millo multicampeón. Luego compartió el mediocampo con el colo para conquistar América en el 2015, y más tarde con otro tucumano, con Exe Palacios, tres años después, para ganar una Copa Libertadores que será eterna.

Emblema, líder e ídolo del millonario, 304 partidos, diez goles, 17 asistencias y 12 títulos para este excelente mediocampista que ya tiene un lugar guardado en la historia grande de la institución. Obtuvo 12 títulos, dos torneos locales, una Copa Campeonato, una Copa Sudamericana, dos Copas Libertadores, dos Recopas, una Suruga Bank, dos Copas Argentina y una Supercopa Argentina. Presente en todas las cuatro eliminaciones frente al eterno rival. Ahora está en la etapa final de su carrera y seguramente tendrá su merecida despedida en el templo.

¡Feliz cumpleaños Ponzio querido!

 

Deja tu comentario